Las ventajas de contar con un CRM en tu negocio son enormes. Es mucho más que un software de gestión de ventas. Es toda una filosofía, una estrategia que pone al cliente en el centro. 

Implantando el CRM de HubSpot podrás mejorar la productividad del equipo de ventas, así como gestionar tu pipeline de manera eficaz. A grandes rasgos, permite establecer una organización clara de los procesos, así como automatizar tareas mecánicas y manuales y monitorizar tanto las interacciones como las transacciones.

Las ventajas de gestionar tu pipeline con el CRM de HubSpot

La clave es no perder ni una sola oportunidad de venta por falta de tiempo o por errores en el manejo de grandes volúmenes de información. Con la gestión del pipeline de HubSpot, es muy fácil organizar, monitorizar y aumentar tu embudo de ventas, prestando así mayor atención a las transacciones que más interesan para cumplir los objetivos. 

Con pocos clics se pueden asignar tareas, monitorizar el progreso de los paneles y añadir transacciones:

Crear transacciones nuevas al instante

Se pueden agregar desde el mismo registro del contacto. Así, HubSpot CRM completará de manera automática gran parte de la información de la transacción con los datos más actualizados. Esto supone un enorme ahorro de tiempo, puesto que elimina la necesidad de introducir manualmente los datos, dejándote libre para tareas más productivas y orientadas al cliente.

Personaliza tu pipeline

A medida que avanzamos, puede surgir la necesidad de reajustar el proceso de ventas que hemos definido al arrancar. En ocasiones lo más adecuado será crear uno nuevo. Ambas tareas son sencillas de afrontar con esta herramienta de HubSpot. Basta con sumar, modificar o suprimir etapas del proceso, o bien editar las propiedades de la transacciones. Todo, de forma intuitiva y asequible, sin tener que depender de ningún perfil técnico. Permite, además, avanzar con agilidad en el proceso al asignar tareas a los miembros de tu equipo. Asimismo, una vez estén completadas, bastará con distribuirlas con un simple arrastrar y soltar en la etapas que correspondan. En resumen, ganarás en control de tu pipeline.

Monitoriza el progreso y chequea el estado de tu pipeline 

Con HubSpot CRM es muy fácil seguir la evolución del equipo en su conjunto y de cada miembro. A través del panel de venta se puede hacer seguimiento al progreso de las ventas, entender las tendencias, diagnosticar el estado del pipeline y saber a cuánto asciende su valor.

La clave es detectar en qué etapa del pipeline se concentran los potenciales ingresos, para así dirigir a nuestro equipo a las transacciones con más posibilidades de acabar en venta. 

En resumen, con HubSpot te resultará más sencillo alcanzar tus objetivos, podrás cerrar acuerdos con menos esfuerzo y las tareas de organizar, monitorizar y aumentar tu pipeline de ventas serán mucho más asequibles. La gestión de embudos de ventas, de contactos y oportunidades de venta, la extracción automática de datos de contactos, el seguimiento de correos, las plantillas de emails y documentos, la integración con Outlook y Gmail, la creación formularios optimizados… son solo algunas de las ventajas que ofrece este servicio orientado a la venta y la eficiencia.