En el marketing estratégico los conceptos de segmentación y de público objetivo van de la mano. Conocer al detalle a nuestro Buyer Persona es esencial para no caer en el error común de lanzar los mismos mensajes a segmentos de público diferentes.

¿Qué es la segmentación en marketing?

Consiste en identificar y clasificar los perfiles de clientes o los grupos de clientes con distintos intereses y necesidades, para impactarles con estrategias de marketing diferenciadas.

¿Qué tipos de segmentación pueden aplicarse?

Son cuatro, que se realizan en función de distintas variables. Así, tenemos la segmentación geográfica (ciudad, región, país, código postal, etc.), la demográfica (edad, sexo, profesión, nivel educativo, ingresos, clase social, religión, etc.), la psicográfica (personalidad, estilo de vida, actitudes, intereses, valores) y la conductual o de comportamiento (patrón de uso del producto, lealtad a la marca, búsqueda del beneficio, etc.).

¿Por qué es necesaria la segmentación del público objetivo?

Resulta clave para el éxito de una estrategia de marketing. Con la segmentación podremos enviar mensajes muy personalizados a los grupos de personas que nos interesan, para mostrarles que pueden solucionar sus problemas y necesidades con nuestros productos o servicios. También, ofrecerles contenido adaptado a la etapa del ciclo en el que se encuentran. Todo gracias al conocimiento de cómo son y qué buscan. Además, la segmentación facilita encontrar nuevos nichos de mercado, hacer hincapié en los leads más cercanos a la venta, así como dirigir hacia la conversión a aquellos que están más alejados. 

El primer paso: definir el Buyer Persona

La creación de los Buyer Personas permite afinar al máximo la segmentación. Son un arquetipo de cliente ideal, en los que se reúnen datos muy concretos sobre el perfil sociodemográfico, el comportamiento personal y profesional, los hábitos digitales y la relación con la empresa que le ofrece el producto o servicio.

Creación de contenido orientado a cada Buyer Persona

Debe ser lo más personalizado posible, ajustarse a las características específicas y las necesidades de los distintos Buyer Personas y al momento del proceso de compra en el que se encuentran. Es decir, todo el contenido que se cree debe orientarse siempre a la intención del cliente potencial.

Lanzamiento de publicidad digital

Una buena segmentación facilita la optimización de la inversión publicitaria, así como una mayor conversión. Gracias a ella, ofreceremos las campañas a quienes deseamos en el momento más indicado. Además, al mostrarles información ajustada a sus intereses y necesidades, la publicidad será percibida como poco intrusiva. Se consigue con herramientas como las matched audiences de LinkedIn o las lookalikes audiences de, por ejemplo, Facebook y Google Ads.

Herramientas para segmentar a tu público objetivo [CRM de marketing]

El CRM de marketing es una estrategia que tiene como objetivo reunir la mayor cantidad posible de información de los clientes, para plantear acciones en torno a sus necesidades. La segmentación se puede automatizar con el software CRM.

Con él conseguiremos organizar la información de cada cliente y reunirla en un único lugar, así como optimizarla y compartirla entre los equipos de marketing, ventas y atención al cliente. Por tanto, con el CRM involucramos a todos los departamentos que tienen que ver con el área comercial, ofreciendo un práctico acceso al historial de interacciones con los clientes.

Pero no solo podemos segmentar en el marketing estratégico con un CRM. Otras opciones son las herramientas SEO, las de análisis web, las encuestas a usuarios y el análisis de las tendencias de búsqueda y el comportamiento en redes sociales, entre otras opciones.